Saltar al contenido

Revelaciones 47

… rezo…

 

Yo.- (Trabajo, pidió que se terminara la ola de resfriados que pasaba la familia).

+ Y Yo, Dios, le concedí que él no se contagiara. Y además, le dije que al finalizar este año, hablaría correctamente, sin ese tartamudeo que tiene, por irle la mente más veloz que la voz. Y se cumplirá, como toda palabra que sale de mi boca, de la boca del Dios, que tanto os ama.