Saltar al contenido

Revelaciones 23

Viernes, 22 de diciembre de 1995… rezo… (11:27) a (11:35)

 

+ Cuando venga a vosotros mi amado hijo Jos, le podéis enseñar todo lo que desee de mi película, ya sea el guión, las tomas sueltas o los bailes. Escuchadle, ya que os dirá cosas que deseo sepáis; otras serán de su libre voluntad, pero discernidlo todo, y sacaréis un buen provecho. ¡No os enfadéis por nada!, y recordad que es mucho más fácil criticar que construir. Sed pacientes y corteses con todos mis hijos; los hombres. Mas no tenéis obligación más que conmigo, Dios, Uno y Trino. Pero es mi deseo que no escondáis nada de lo que viene de Dios, y en este caso, es nuestra película: vuestra y Mía, Yo, Dios.